domingo, 24 de octubre de 2010

La primera lección del curso


Hola chicos y chicas. Algunos sé que han echado de menos este espacio. Pero ya estamos aquí otra vez. El curso ya está en marcha y lo mejor es comenzarlo bien.
Se me ha ocurrido traeros un discurso (sobre todo para los que sois más mayores) que a mí me ha hecho pensar y, estoy seguro, de que también os hará reflexionar a vosotros que os preparáis para la "larga marcha" de la vida.
Se trata del Discurso de Steve Jobs en Stanford. Este hombre es uno de los creadores de Apple y de Pixar y me ha dejado preguntándome qué es esto de la educación y dónde están sus límites.

Os voy a dejar dos documentos: el primero es la versión escrita y traducida AQUÍ.

La segunda, la versión en vídeo (que a veces no funciona): VIDEO.

Os animo a contar aquí qué es lo que os parece.

9 comentarios:

GemRose dijo...

Después de ver el vídeo adjunto a tu entrada me he parado a pensar durante un rato, no ha sido mucho a lo que he llegado, pero aún así te lo voy a comentar.
A mi este vídeo me ha trasmitido la idea de que, para empezar, el que no arriesga no gana, te pueden echar de un trabajo, suspender un examen, romper con tu pareja, pero siempre sucede por algo, siempre hay un motivo coherente. Pierdes un trabajo, te deprimes, buscas y encuentras algo mejor, algo hecho acorde tus espectatívas; al principio caíste en una depresión "oh dios, me han echado del trabajo, ¿ahora que voy a hacer?" pasan los años y te paras a pensar en aquel momento, entonces te das cuenta de que ha merecido la pena, que si no te caes y te levantas puedes perder mil oportunidades que no se te van a volver a pasar por delante, no mires al futuro, mira al presente, vive la vida y no dejes que nada te frene.
Según recuerdo, el segundo punto tratado en aquel discurso fue: El amor.
Este pequeño fragmento me ha dado a entender que por muy mal que estén las cosas en un determinado momento, poco a poco mejorarán, claro que, si no le pones empeño y lo dejas de lado no vas a conseguir nada, pero si te esfuerzas ahí lo tienes, ahí tienes a gente que te apoya, que te quiere, que poco a poco has ido conociendo y que por mucho que te hayas enfadado con ellas ahí están, tu relación ha ido mejorando porque no les has dejado de lado, bien.
El tercer y ultimo punto fue: La muerte.
Un día te despiertas y vas al medico, te encuentras mal pero piensas que no es nada grave, entonces llegas y te dicen que tienes una enfermedad que no se puede curar, y si te deprimes y dejas todo de lado, ¿qué vas a conseguir?, lo mejor, según Steve Jobs y seguramente mucha mas gente es: vive la vida como si fuera el ultimo día! no te frenes y no te deprimas, si te caes ¡LEVÁNTATE! al fin y al cabo eso es vivir. Vuelves otro día, amargado, deprimido, te hacen pruebas y ¡SORPRESA! te pueden curar...
¿Qué habría pasado si...?
1º Si te hubieras deprimido y hubieses dejado todo de lado... seguramente ahora no tendrías nada, estarías sin trabajo, sin ganas de hacer nada...
2º Si hubieras afrontado la realidad y hubieses elegido seguir adelante a toda costa, ahora, seguramente, muchísima gente se alegraría, seguirías con tu vida normal y nada habría cambiado porque, al igual que dije antes: quien no apuesta no gana.


Gema Fernández Rodríguez 2ºA

juan de dios dijo...

Hola Gema. Muy bien. Has roto el hielo. Tu comentario me parece super-completo. No te has quedado nada atrás. Es verdad que no todos somos Steve Jobs, ni tenemos esa capacidad, ni esas oportunidades... pero tenemos las nuestras, quizás más modestas pero nuestras y debemos aprender a aprovecharlas siempre, dejándonos guiar siempre por nuestra creativad, nuestro sentido de la vida y nuestras convicciones.
Un saludo. Juande

Rut González dijo...

Me ha encantado este video. Steve Jobs me parece muy interesante después de verlo.Y parece que es una persona valiente porque a cualquiera que le hayan echado del trabajo de su vida se rinde y dice que ya no tiene nada que hacer y ,además el era el creador de la empresa le tuvo que molestar muchísimo que le echaran de su propia empresa . Steve Jobs es un ejemplo a seguir.Pero él siguió adelante y consiguió crear Pixar. Si se hubiera rendido Pixar no existiría y seguramente todo le hubiera ido peor pero cuando alguien se esfuerza para conseguir su sueño normalmente sale bien ,eso si, poniéndole mucho empeño y valor.Lo de vivir como si fuera el último día me parece que es lo mejor que se puede hacer, hay que disfrutar de la vida y de todos los derecho y privilegios que tenemos que otra gente no posee.Lo de la muerte es algo terrible.Que los doctores te digan que te vas a morir de 3 a 6 meses tiene que ser muy fuerte . Pero a pesar de toda la angustia siempre hay algo de esperanza.Eso es lo que nos hace sentirnos bien .Yo siempre voy al instituto con una sonrisa en la cara no importa lo que pase , y un día me dijo un profesor ¿ eres feliz? y le contesté : Si ¿ porque no ? todo me va bien y me devolvió la sonrisa. Gracias por enseñarme este video me a gustado mucho un saludo Rut González.

juan de dios dijo...

Gracias Rut...sobre todo por tu optimismo.

cintya dijo...

Hola , soy Cintya Castillo Pastor.
4ºB.
He visto el vídeo y me ha impresionado mucho ,puesto que Steve Jobs al principio no tiene ningún interés por estudiar ,pero al final le da un día por entrar en una clase en la que se está dando caligrafía esté hombre nunca pensó que alguna vez le fuera a ser útil esta particular clase en el futuro .Pero lo que quiere decir con este primer punto es que en la sociedad en la qué vivimos es muy importante estudiar para nuestro futuro ,y también vamos a hacer muy bien a la sociedad .Lo que quiero decir con esto es qué chicos y chicas por mucho que cueste hay que hacerlo, porque un día nos vamos a sentir orgullosos de ello. Me parece increíble como este señor puede tener esa fuerza de voluntad después de que haya tenido que coger latas para poder comer, como se dio cuenta qué en el momento en el que uno estudia puede cambiar tu vida de un momento a otro. La segunda historia trata sobre el amor y la pérdida .Este hombre tiene una valentía alucinante, cuando le echaron de su propia empresa el no se conformo sino que siguió para adelante .Ese despido le sirvió para madurar y pensar que en el vida no te tienes que conformar con nada, sino que tienes que luchar por lo que quieres .Ese amor por los ordenadores fue lo que le tuvo a el con la esperanza de que algún día podría volver a su empresa.
Lo que comentar con ello, es que hay que luchar por lo que quieres no dejarlo que se vaya como la espuma .La tercera historia es sobre la muerte. Nosotros tenemos un destino en el que sabemos que vamos a morir pero nuca pensamos en ese día nuestra vida es una rutina y nunca nos hemos parado a pensar en ello hasta que un día nos pasa por ejemplo, cuando se muere alguien querido te das cuenta de lo importante que es vivir el día a día disfrutar del presente y no pensar en lo que va a pasar o ha pasado. Este hombre demuestra una fuerza inmensa cuando le dijeron que tenía cáncer empezó a preguntarse ¿la vida es todos los días lo mismo? A lo que respondió que si, dijo que hay vivir el día a día como si fuera el Último .Sin más, un saludo.

Alberto González 4º A dijo...

Realmente pienso que este hombre es un ejemplo de superación para todos aquellos que, como yo, queremos ser alguien en la vida. Me parece un tipo totalmente optimista, luchador. Es Increíble ver como a un hombre le echan de la empresa que fundó, crea otra y la anterior la compra y, con ello le vuelve a contratar.
Él no fue a la universidad. Bien, analicemos. ¿Es necesario ir a la universidad para saber? Está claro que no (aunque es conveniente), un título universitario no te asegura el éxito. Hay que tener algo más; ese algo se llama talento.
El talento no está solamente referido al arte, por ejemplo, la inteligencia es un talento; la picardía, otro. Este es el punto más importante, el talento. Pienso que todos tenemos uno (o varios) que debemos conocer y desarrollar de acuerdo a nuestras capacidades. El talento de este hombre era la visión de futuro, aparte de la informática.
Volviendo al debate sobre la necesidad de un título universitario… Hay gente que posee uno y tiene un empleo del montón (totalmente digo, por supuesto) asíque esto nos lleva a reflexionar qué hacer en un futuro. Yo lo tengo claro, un título universitario siempre abre puertas (aunque solo sean las de la biblioteca) pero también es verdad que hoy en día se puede aprender por uno mismo, lo que viene siendo ser autodidacta. Gracias a Internet entre otras herramientas esto es posible y ahora ya no hay excusas, si quieres aprender, independientemente del campo, aprendes. Si quieres conseguir algo has de intentarlo y, seguro que con empeño lo consigues. Si digo esto no es por decirlo, es porque realmente así lo creo y lo tengo comprobado. Yo también estoy luchando por mi sueño y poco a poco (obviamente moviéndote) este se consigue.
Podría reflexionar sobre muchas más cosas de este discurso pero, como los comentarios de blogspot tienen un límite de caracteres (el cual desconozco) aquí me paro. Nada más por el momento.
Saludos.

juan de dios dijo...

Bueno chicos/as. Veo que el vídeo de este hombre os ha hecho pensar en su historia y, un poco también, en la vuestra. Sin embargo mi reflexión o mi pregunta es: Bien este tipo es alguien especial. No todo el mundo tiene esas posibilidades, ni esa capacidad... ¿dónde aprendió a ser así? ¿Se puede aprender esta lección o simplemente es una bonita historia? ¿Por qué no nos enseñan en la escuela a ser así, a tener una predisposición a la creatividad, a inventar, a imaginar? Esto es lo que a mí más me hecho reflexionar.
Un saludo.

marta congosto dijo...

yo creo que este hombre es impresionante , y a pesar de que le hayan echado de su propia empresa es muy valiente y a seguido a delante ,
y por eso gracias a el existe pixar.
me a encantado este vídeo , porque este señor ha sabido disfrutar de su vida hasta el ultimo día.

Maria Jesus dijo...

El discurso de Steven Job, me ha hecho pensar en la debilidad de las personas, y en su facilidad para ser influidos por factores externos. Pensamos que lo que somos, es construido por nosotros, pero en realidad, es la estructura que ha quedado tras los impactos, los duros golpes recibidos de la vida. Lo que hace mejor a una persona, no es su fuerza, sino su poder de superación. Este señor, ha sido un ejemplo total de evolución y optimismo. Debió sentirse realmente frustrado y decepcionado cuando fue despedido de su propia empresa, por alguien que él mismo se encargó de incorporarlo, suena e incluso irónico. Finalmente, supo reaccionar adecuadamente, y tomar las riendas de su vida con el afán de superación, elección que no todas las personas que se han encontrado en su tesitura, han sabido elegir. Entendió entonces, que las cosas que ocurren, o no, en la vida tienen un significado, y que de no haber sido despedido, su vida no hubiese dado el giro que dio. A veces es bueno cambiar de ambiente, de rutinas, o perder algo o alguien para asignarle el valor merecido. Este último no fue su caso, pues Steven Job reconoce expresamente en varias ocasiones, que amaba su trabajo, que le encantaba a lo que se dedicaba, pero sí fue bueno que mirara su vida desde otro punto de vista, y eso fue lo que hizo. Siguió amando su trabajo, eso no varió, por eso se dedicó a realizarlo con las mismas ganas y desempeño con el que siempre lo llevó a cabo. Finalmente, terminaron reconociéndole, de nuevo en Apple, su trabajo hecho en Pixar. Se dieron cuenta, de que era un componente necesario y fructífero, pero les hizo falta prescindir de él para reconocerlo.
Steven Job, habla de que él abandonó la universidad, pero que asistió a una clase de caligrafía, que acabó siéndole útil en su futuro y que gracias esa “insignificante clase” a la que asistió, que pensó, no le daría utilidad, pero le pareció interesante, los ordenadores personales, tienen un tipo de letra o fuente determinado. Para mí, lo que ha querido transmitir con esta confesión, es que en la vida, no sabes lo que te será útil hasta que te veas en la obligación de usarlo.
El último punto que ha comentado este señor sobre su vida, me ha hecho reflexionar, sobre el concepto de la muerte. Estoy convencida de que, si siguiéramos la forma de vivir que Steven Job propone, muchas de las acciones que hacemos hoy día de forma habitual, las calificaríamos como superfluas, es decir, innecesarias, optaríamos por hacer otras más convenientes. Por ejemplo, en mi opinión, si viviéramos cada día como si fuera el último, valorizaríamos todo lo que nos rodea el doble de lo que lo hacemos en la actualidad, y seguramente, utilizaríamos nuestro tiempo, en agradar a los que nos rodean y a nosotros mismos. Nos concentraríamos en disfrutar los buenos momentos, y también los malos, en sacar partido de todo lo que ocurra,… en definitiva, nos concentraríamos en aprovechar el tiempo, porque una cosa es cierta, como ha dicho Steven Job en su discurso, lo único seguro en la vida, es la muerte, es el final de todos y es nuestro punto en común, así que, concluyo mi reflexión dirigiendo esta última frase para aquellos que, aún a estas alturas, se empeñan en distinguir razas entre los humanos: no somos tan diferentes si tenemos todos en común el final de nuestras vidas, es decir, la muerte.
Deberíamos aprender más a menudo de nuestros errores, en vez de lamentarnos por haberlos cometido.